¿Qué es una Sofom y cómo te ayuda a comprar casa?

HomeMedios

¿Has intentado solicitar un crédito hipotecario bancario y no te lo otorgaron por tener mal buró de crédito, ingresos variables o poco tiempo como asalariado? Recurrir a una Sofom podría ser una buena opción para ti. En Segundamano te explicamos qué es y cómo funciona.

¿Qué son las Sofomes?

Ante los bancos, las personas con un perfil de riesgo alto no son sujetos de crédito, sin embargo, una Sociedad Financiera de Objeto Múltiple (Sofom) sí está dispuesta a asumir tal riesgo. De hecho, aun en tiempos de pandemia, las Sofomes se han mostrado abiertas a seguir brindando financiamiento para comprar casa o comprar departamento.

Estas sociedades anónimas cuentan con un registro ante la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) y pueden ser reguladas o no reguladas, aunque en esencia ambas son vigiladas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Las Sofomes obtienen recursos mediante el fondeo de personas físicas o morales y otorgan crédito en diversos rubros: automotriz, personales e hipotecarios, entre otros.

¿Qué características tiene el crédito que te da una Sofom?

En general, es muy parecido al financiamiento que brinda la banca, te dan crédito para comprar un inmueble, se te solicita un enganche y cuentan con seguro de vida, de desempleo y daños.

Al tomar un riesgo mayor, las Sofomes incrementan la tasa de interés. “Actualmente, los bancos ofrecen en un crédito a 15 años una tasa de entre 9 y 9.5%, incluso puede ser un poco más elevada dependiendo del perfil del cliente; en cambio, las Sofomes están en un rango que va del 11 al 14% de tasa de interés”, explica Fernando Soto-Hay, director de Tu Hipoteca Fácil, en entrevista para Segundamano.

De igual manera, el directivo añadió que el costo de esta alternativa de crédito para comprar, remodelar o construir una casa es más alto porque las Sofomes están más abiertas a dar crédito a profesionales independientes o dueños de sus propios negocios quienes no cumplen con los requisitos un tanto más rígidos de los bancos.

Dan financiamiento a personas que no tienen forma de acreditar sus ingresos tradicionalmente o que no bancarizan el 100% de estos (como doctores o sicólogos) haciendo un análisis más o menos exhaustivo de su negocio para llegar a una estimación cercana de dichos ingresos. En otras palabras, el crédito hipotecario que otorga una Sofom es financieramente más alto, pero al final del día permite el acceso al crédito a personas que de otra forma no lo tendrían.

El monto que te puede prestar un banco para comprar casa es de entre 80 y 90% del valor de la casa o departamento que quieres comprar; una Sofom te podría financiar hasta 95% del costo del inmueble.

Finalmente, cabe destacar que las Sofomes también entran en el esquema de cofinanciamiento con el Infonavit, lo que se denomina Cofinavit. Eso quiere decir que podrías sumar el crédito de la Sofom más tu crédito Infonavit para obtener un monto mayor y poder comprar una casa más grande o mejor ubicada.

La recomendación de Fernando Soto-Hay es que, si estás dispuesto a construir un patrimonio y no tienes acceso al crédito bancario, optes por el financiamiento de una Sofom, lo pagues de manera puntual por un periodo de tiempo y así mejores tu score ante los bancos de manera que puedas cambiarte a una hipoteca bancaria con mejores condiciones financieras para ti. Recuerda que el mejor camino para hacerte de un hogar propio es ahorrar idealmente 20% del valor de la casa como enganche más los gastos de escrituración que equivalen a alrededor de 8% del valor de inmueble según la entidad donde se ubique; luego deberás resolver la manera en la que obtendrás crédito y después buscar entre las miles de casas y departamentos que solo Segundamano puede ofrecerte.

Escrito por
Fernando Soto-Hay